Reelección consecutiva de diputados fue propuesta por Felipe Calderón y aprobada por EPN

Redacción.

Ciudad de México.- En las redes sociales se ha lanzado una campaña para acusar a los diputados de Morena de hacer una maniobra para aprobar su propia reelección “hasta 2030”. Nada más falso.

La reforma constitucional que aprobó la reelección consecutiva de los legisladores hasta por 12 años fue propuesta por Felipe Calderón y se aprobó en 2014, en la presidencia de Enrique Peña Nieto. Muchos de los ahora críticos la defendieron entonces.

En octubre de 2011, la Senadora Mariana Gómez del Campo, cercana a Calderón, presentó una iniciativa para hacer posible que senadores y diputados pudieran reelegirse hasta por un periodo de 12 años.

 

Foto: El expresidente Felipe Calderón de los màs interesados para que se diera la reelección consecutiva de diputados.

 

Entre los argumentos sostenidos entonces sobresalió el relativo a la rendición de cuentas del Congreso. Es decir, la no reelección favorecía que no hubiese ningún mecanismo para sancionar a los legisladores que incumplieran sus promesas de campaña o votaran reformas contrarias al interés público.

También se habló entonces de las ventajas: mejorar la relación con los electores, alentar la carrera legislativa y fomentar proyectos legislativos de largo alcance.
No hay albazo ni pretensiones fuera de la ley, simplemente la continuidad de un proceso legislativo que algunos piensan negar, aunque contradigan lo que ayer sostenían.

El periódico Reforma señala que hubo “agandalle” de los diputados porque votaron las reglas de su reelección “y no el INE como correspondía”. Una mentira más: correspondía a los diputados legislar la disposición constitucional que se aplicará por vez primera en 2021.

Foto: El ex presidente Enrique Peña Nieto, avaló la propuesta de los panistas para reelegirse hasta por cuatro periodos y hasta en 2020 se turnó al senado para su aprobación definitiva, aunque ya estaba en la Constitución.

 

Como ha señalado el constitucionalista Diego Valadés: “En ningún Congreso, cuyos integrantes sean reelegibles, se les obliga a pedir licencia para aspirar a la reelección. Los parlamentos se paralizarían o se llenarían de suplentes sin experiencia ni obligación de rendir cuentas. Es correcto lo que ha decidido la Cámara de Diputados”.

 

Texto cortesìa.

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*